Publicaciones

DocumentoAutorResumen
ArriostramientoRicardo ArocaUna estructura está adecuadamente arriostrada cuando cualquier cambio arbitrario de su configuración implica la deformación de elementos que generan fuerzas suficientes como para restituir la configuración original.
El métodoRicardo ArocaPara comprobar la validez de una estructura hay que verificar que cumple las condiciones establecidas en lo relativo a: Resistencia, Rigidez y Estabilidad. Una estructura de edificación (salvo en el caso de acciones sísmicas) está en equilibrio estático; la expresión matemática de este hecho, aplicada tanto al conjunto de la estructura como a sus partes y manejada de distintas formas, es la herramienta que permite analizar la estructura y verificar el cumplimiento en el grado requerido de las condiciones anteriormente enunciadas.
Flexión compuesta y pandeo en barras rectas.Ricardo ArocaLa combinación de solicitación normal y momento flector -flexión compuesta- aparece en todas las barras de pórticos rígidos e incluso en las estructuras de nudos articulados es inevitable en la práctica.
Funiculares.Ricardo ArocaNo es difícil imaginar ni materializar estructuras formadas por un hilo en equilibrio sometido a la acción de una o varias fuerzas. Un hilo sólo admite solicitaciones en su dirección y adquiere automáticamente la forma de una estructura no sólo viable sino además muy eficaz.
Introducción a la ElasticidadRicardo ArocaSin necesidad de ninguna consideración previa sobre la fonna de la estructura ni las acciones que actúan sobre ella, supuesto resuelto el problema de conocer el estado de tensiones en cada punto de la estructura y partiendo de la hipótesis de que existen unas funciones continuas y derivables, con primera derivada también continua tales que en cada punto tienen el valor de la componente de tensión correspondiente, el equilibrio local de un paralelepípedo genérico cuyas dimensiones tienden a cero puede expresarse en fonna de seis ecuaciones diferenciales.
Modelos.Ricardo ArocaPara estudiar las estructuras se recurre a modelos más o menos simplificados más manejables que la cruda realidad. Una vez formulado un modelo nunca hay que olvidar que el modelo es en sí mismo un sistema de información en el que sólo existe lo que tiene cabida en el sistema.
¿Qué es estructura?Ricardo ArocaEn el contexto de las estructuras de edificación se emplea el término estructura en relación con las agresiones de tipo mecánico que sufre cualquier objeto real por el mero hecho de existir y usarse; llamamos estructura resistente a aquella parte del objeto que le permite tener una esperanza razonable de mantener la integridad física y la forma en condiciones normales de uso.
Vigas I. ResistenciaRicardo ArocaEn estructuras de edificación se utilizan con gran frecuencia vigas rectas -que además suelen ser de sección constantey están sometidas a acciones perpendiculares a su directriz.
Vigas II. Rigidez.Ricardo ArocaLas curvaturas locales de una viga - en vigas de sección simétrica respecto al eje X - producen una deformación de la línea neutra que se suele denominar elástica de la viga.
Vigas III. Coacciones de extremo. Vigas continuasRicardo ArocaEl estudio de la rigidez de las vigas lleva a la conclusión de que para conseguir que la deformación relativa de una viga apoyada se mantenga en magnitudes compatibles con la no fisuración de la tabiquería, es preciso, o bien emplear vigas muy poco esbeltas o bien limitar la tensión de servicio de los materiales con la consiguiente repercusión en el coste de la estructura. Por otra parte, la introducción de coacciones de extremo reduce considerablemente la flecha de las vigas - es decir, aumenta su rigidez-.
Vigas trianguladas y cerchas.Ricardo ArocaLo que sigue tratará de las vigas de alma triangulada, que se componen de un sistema de barras alternativamente comprimidas y traccionadas que resisten el cortante y proporcionan el rasante necesario para que la solicitación horizontal H de los cordones pueda ser variable.
Teoría de barras. Curso de estructuras.José Luis de Miguel y Ricardo ArocaSe denomina barra a todo elemento estructural asimilable a una línea, como por ejemplo las vigas o soportes de un pórtico convencional. Para ser asimilable a una línea debe poseer longitud muy superior a sus dimensiones transversales. Para el análisis de la barra se reduce esta a su directriz (línea que une los c.d.g. de sus secciones transversales) a la que se asignan los valores de todas las variables de dicho proceso.
Estructuras y el peso propio.José Luis Fernández Cabo y Ricardo ArocaGalileo formuló por primera vez el actualmente llamado principio de similitud o ley del cubo cuadrado, es decir: ña resistencia de un material aumenta en relación con el cuadrado de la longitud, mientras el peso crece con su cubo. Por tanto todo cuerpo tiene un tamaño máximo.
Aprender y enseñar estructurasRicardo ArocaEnseñando se aprende mucho, no tengo tan claro si pasa lo mismo oyendo clases, pero recordando mi época de estudiante sólo tengo la sensación de haber aprendido con muy pocos profesores y he procurado, probablemente sin éxito, ser uno de ellos para mis alumnos.
Diseño de estructuras de pisos en Hormigón Armado: parámetros y costesJaime Cervera y Ricardo ArocaUna estructura de hormigón armado puede cumplir los requerimientos de estabilidad, resistencia y deformación con una cierta flexibilidad de sus diferentes dimensiones geométricas. En algunos edificios, las distancias entre soportes o muros en una o las dos direcciones admiten diferentes valores compatibles con el diseño arquitectónico. Para adoptar las decisiones que definan por completo la estructura  tenemos que acudir al coste que implican. Una teoría del diseño estructural debe buscar los parámetros en juego, estudiar la influencia de sus valores en el coste de la estructura y, de este modo, dar criterios para su elección en los diferentes casos que se presenten.
Estrategias de armado en estructuras reticuladas de hormigónRicardo ArocaLa influencia de la cuantía y disposición de armaduras en la redistribución de momentos flectores en una pieza de hormigón armado, trae como consecuencia que la comprobación o la determinación de la seguridad de una estructura se realice por un camino "inverso": 1) Determinación de una estrategia de armado. 2) Comprobación de la ductilidad de la estructura y de la distribución real de momentos. 3) Determinación del margen de seguridad en esa sección.
Elementos superficiales, forjados.Ricardo ArocaEn una estructura definimos tres elementos básicos: 1. Elementos lineales verticales, soporte. 2. Elementos lineales horizontales, vigas. 3. Elementos superficiales, forjados. En este capítulo desarrollaremos el elemento superficial forjado. Definiremos como características geométricas límite, cantos entre 10 y 30 cm, luces de modulación entre 2 y 8 m, siempre cumpliendo las condiciones de resistencia y rigidez exigidas.
Cúpulas de fábrica. Un estudio de sus dimensiones y semejanzasSantiago Huerta y Ricardo ArocaUn estudio de los antiguos tratados de construcción para el diseño de arcos, bóvedas y cúpulas, revela la persistente presencia en los mismos de reglas que relacionan las proporciones de los mismos. Según la ley de cuadrado-cubo, sin embargo, en estructuras sometidas a su propio peso, los esfuerzos crecen solo linealmente con luz, invalidando estas reglas desde el punto de vista elástico. Un examen más detallado, teniendo en cuenta los problemas de estabilidad, es decir, la posición de las líneas o superficies de confianza, muestra que la condición de estabilidad en estructuras de fábrica es la que determina la geometría total de la estructura. Este exceso de dimensiones hace que, de hecho, la ley del cuadrado-cubo comienza a ser aplicable solamente para grandes luces. El tamaño para el cual el diseño elástico depende de la forma incluye claramente toda la arquitectura histórica. La prueba teórica rigurosa de esta afirmación está implícita en el teorema de Rankine de la proyección paralela tal como se aplica a las estructuras de fábrica. En el presente trabajo se aplican los métodos y conceptos del análisis dimensional
Tipificación de las soluciones constructivas de la edificación doméstica madrileña de los siglos XVIII y XIX.Esperanza González y Ricardo ArocaEn este trabajo, realizado en el marco del Proyecto de título "Tipificación de las soluciones constructivas de la edificación doméstica madrileña de los ss. XVIII-XIX. Propuestas estandarizadas de reparación", concedido por la Comunidad de Madrid, se realiza la investigación documental "Ordenanzas de la Villa de Madrid, tratados de construcción, trazas, memorias, proyectos y condiciones de ejecución de la arquitectura doméstica madrileña de los siglos XVIII Y XIX." Para ello, y siguiendo una línea cronológica de las fuentes documentales consultadas, se reproducen algunos de los textos que permiten conocer los sistemas constructivos y las técnicas empleadas.
Tablibloc serie 20. Parte 1.1Antonio Vázquez de Castro y Ricardo ArocaEste estudio ha pretendido la sistematización de los medios de producción y de puesta en obra de una de las tecnologías constructivas más extendida hoy internacionalmente: la construcción con bloques de hormigón.
Tablibloc serie 20. Parte 2Antonio Vázquez de Castro y Ricardo ArocaEste estudio ha pretendido la sistematización de los medios de producción y de puesta en obra de una de las tecnologías constructivas más extendida hoy internacionalmente: la construcción con bloques de hormigón.
Tablibloc serie 20. Parte 1.2Antonio Vázquez de Castro y Ricardo ArocaEste estudio ha pretendido la sistematización de los medios de producción y de puesta en obra de una de las tecnologías constructivas más extendida hoy internacionalmente: la construcción con bloques de hormigón.
Tablibloc serie 20. Parte 1.3Antonio Vázquez de Castro y Ricardo ArocaEste estudio ha pretendido la sistematización de los medios de producción y de puesta en obra de una de las tecnologías constructivas más extendida hoy internacionalmente: la construcción con bloques de hormigón.
¿Por qué el patrimonio debe ser conservado?Ricardo ArocaA diferencia de los científicos, que pueden tomarse el tiempo que necesiten para completar la imagen del universo, los arquitetos, como los médicos, estamos obligados a actuar rápidamente con los datos disponibles en el momento y a tomar decisiones del lado de la seguridad, o más precisamente del lado de la seguridad demostrable.
Structural organization and functional distribution of romos in Madrid architecture of 17 and 18 centuriesEsperanza González y Ricardo ArocaSeveral domestic architecture built in Madrid in the l7'h to 19th centuries still survey in the historical centre of Madrid, in general with a very poor conservation. In the last decades many of them have been demolished and not always due to a danger of collapse. Nowadays awareness of the cultural heritage is growing in the society and conservation (usually, in Madrid, there are only conserved the fachades) is encouraged over substitution. Although this is very positive in general, a rational and deep reflection about the original way of construction and the consequent rehabilitation process itself is missed.
Wooden framed structures in Madrid domestic architecture of 17 to 19 centuriesEsperanza González y Ricardo ArocaStructural decay in masonry buildings from the 17th to 19th centuries is very common in Madrid mainly because of poor conservation in wich normally a complex pathology where cracks of different kind appear. At present, very few studies have investigated the historical construction aspects to acquiere an understanding of the morphology and the structural behaviour in order to determine the real repair needs in an intervention. This paper follows some previous ones where there have been introduced the masonry structures and the wooden framed construction systems used in Madrid from 17th to 19th centuries. In this one we pretend to go further in the understanding of the historical constructions wich still survey in Madrid.
Masonry domes. A study on proportion and similaritySantiago Huerta y Ricardo ArocaA study of the old master builder's rules for structural design of arches, vaults and domes, reveals a persistent presence of "proportional rules", rules that produce structures geometrically similar. The square-cube law, however, demonstrates that in structures subject to their own weight, stresses grow linearly with size, invalidating these rules from an elasticpoint of view, A more detailed examination taking into account the problem of stability, i.e. the position of lines or surfaces of thrust, shows that the condition of sufficient stability hi masonry structures is what causes an overal geometry for the structure. This excess of dimensions makes that, in fact, the square-cube law begins to apply only to very large spans. The size at which elastic design begins depends on the form of the structure, but for traditional forms, it clearly includes the dimensions of all historical architecture. The rigorous theoretical proof of this argument was implicit in Rankine's theorem of parallel projection as applied to masonry structures. In the present discussion the methods and concepts of Dimensional Analysis have been applied.
Bioarquitectura. Sobre el crecimiento y la forma.Ricardo ArocaLa vida tiene limitaciones. Los seres vivos estan en un mundo sometido a unas leyes físicas que marcan límites claros a ciertas relaciones funcionales, bien por motivos mecánicos, bien por cuestiones termodinámicas, etc. Galileo ya había observado con notable agudeza la no proporcionalidad de los sistemas óseos de los animales y había hecho conjeturas sobre la altura máxima de los árboles.
Cimbrado y descimbrado de puentes en el siglo XVIII. PerronetEsperanza González y Ricardo ArocaEn la construcción de puentes en Francia en el s. XVIII, en aquellos que precisaban de la construcción de grandes bóvedas, era necesario tener gran experiencia y esmero en la elección de los materiales, en la exactitud del aparejo y en el cuidado con el que se tallaban y colocaban las dovelas, pero el verdadero éxito de la construcción resultante estribaba en la forma de cimbrarlos y descimbrarlos evitando así las deformaciones excesivas o incluso el colapso. En este trabajo se hace un estudio sobre las distintas soluciones utilizadas por Perronet en la construcción de numerosos puentes en Francia en el s. XVIII.
Construcción de una casa en entramado de madera en madrid en 1759Esperanza González y Ricardo ArocaActualmente existe en Madrid, en su recinto histórico, un extenso número de edificios, en su mayoría de arquitectura doméstica tanto individual como colectiva, que forman parte de la trama urbana heredada del pasado. Inicialmente se pensó que los sistemas constructivos utilizados en el s. XIX, edificios de entramado de madera, que son los que en mayor número se pueden encontrar actualmente en Madrid, hundían sus raíces en una tradición heredada del s. XVIII. En el marco de un conjunto de trabajos realizados se ha podido estudiar y constatar la realidad constructiva en este campo. Las fuentes documentales originales desprenden que no sólo hay que buscar sus comienzos en el s. XVIII, sino que incluso en la centuria precedente sus marcos de madera estaban perfectamente reglamentados en lo que se refiere tanto a sus medidas (tabla, canto y largo) como a sus precios.
Elige lo que quieres serRicardo ArocaLa decisión de estudiar Arquitectura realmente no fue mía, desde pequeño todos en la familia decían “este niño que dibuja tan bien será arquitecto” y la verdad es que nunca me planteé estudiar otra cosa.
SIKA 1996 - Un auditorium en Huesca.Ricardo ArocaEnunciado 1996 para el concurso SIKA.
SIKA 1997 - 1997 00 00 Un monumento alegoría del parlamento de Benidorm
SIKA 1997 - Un monumento alegoría del parlamento de BenidormRicardo ArocaEnunciado concurso SIKA 1997
SIKA 1998 - Un edificio-monumento emblemático para GaliciaRicardo ArocaEnunciado concurso SIKA 1998
SIKA 1999 - Una isla sorprendenteRicardo ArocaEnunciado concurso SIKA 1999
SIKA 2000 - Un cobijo para inmigrantes.Ricardo Aroca

Enunciado concurso SIKA 2000

SIKA 2001 - Un palacio para el gran preboste de Europa.Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2001.
SIKA 2002 - Nueva ciudad deportiva para el madrileñín club de pelotazos.Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2002.
SIKA 2003 - COnstrucción de mole vertedero colosal.Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2003
SIKA 2004 - Proyecto de burbuja inmobiliaria.Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2004
SIKA 2005 - Ideas para transformar el centro de Madrid.Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2005
SIKA 2006 - Una casa para la princesa Leonor.Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2006.
SIKA 2007 - EspeculadoresRicardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2007
SIKA 2009 - Crisis crisis crisis crisis crisis crisis.Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2009
SIKA 2010 - ¡Basta de crisis, proyectemos el futuro!Ricardo ArocaEnunciado concurso SIKA 2010
La estructura del ADN.Ricardo ArocaEl siglo XX que está terminando nos ha traído una serie de avances técnicos que han revolucionado el mundo de una forma nunca vista, hasta el punto de amenazar la continuidad de la vida en la tierra provocando desde cambios planetarios en la composición de la atmósfera, hasta desequilibrios explosivos de población. Esta resultante técnica espectacular y peligrosa (pero al tiempo llena de posibilidades), resulta más llamativa que la serie de hallazgos científi cos capitales, que suponen un cambio gigantesco en el entendimiento de la compleja realidad física en que nos movemos.
Cajón de recortes.Ricardo ArocaEl mérito de buena parte de lo que he publicado en la prensa cabe atribuírselo a Álvarez del Manzano, que ha sido una inagotable fuente de inspiración mientras estuvo de alcalde. Por último están los artículos “de encargo” solicitados por algún periódico, unas veces para mañana y otras para dentro de una par de horas. Aparecen intercalados con el texto algunos de los muchos dibujos que hago durante las reuniones, muchos de ellos en Juntas de Escuela y Comisiones de Gobierno. Por razones de edición están en blanco y negro, los originales son en color de bolígrafo chino, que son los únicos que tienen tinta espesa, como los antiguos, y no empapan el papel.
Javier Lahuerta Vargas, docencia y oficio de la Arquitectura.Ricardo ArocaSu figura de hombre íntegro, trabajador incansable, profesor excelente, riguroso estudioso y escritor, etc., plantea el problema de sobre cual de las facetas construir el elogio. Ante el arduo dilema, lo mejor es dejar la mente en blanco y aceptar que, probablemente, lo más relevante de un personaje es lo primero que le viene a uno a la cabeza, y así he procedido: Si debo resaltar una cualidad por encima de las muchas excelentes de Javier Lahuerta es la inocencia, y lo digo con genuino respeto y admiración no exenta de envidia (yo, carente de esa cualidad natural, me he pasado la vida tratando de ser ingenuo, con poco éxito, al decir de los que me conocen).
Antonio Fernández Alba, nombramiento como profesor emérito de la ETSAM.Ricardo ArocaEl difícil paso de una autarquía intelectual, empeñada en la imposible resurrección de un pasado imperial y glorioso (que probablemente no existió nunca), al reconocimiento de la existencia de un mundo exterior capaz de producir, desde realidades muy lejanas, obras de arquitectura no tan distantes de nuestras tradiciones, sin necesidad de muletillas políticas, fue posible en el mundo de la arquitectura gracias a un reducido número de personas, entre las que Antonio Fernández Alba jugó un papel sobresaliente.
Félix Candela, Doctor Honoris Causa por la UPMRicardo ArocaFélix Candela estudió en la Escuela de Arquitectura de Madrid en los años de la República, intervino activamente como estudiante en la necesaria reforma de la institución, cuyo plan de estudios había quedado desfasado, en un momento histórico de cambio, luego frustrado, en que una parte del país trataba de impulsar la modernización de una sociedad que tradicionalmente se ha mostrado poco receptiva a nuevas ideas.
Víctor D'Ors.Ricardo ArocaPensador original, platónico donde los haya, dominador como pocos de la sicología de grupo y con excelente instinto dramático, pocas veces encontró a la hora de escribir o de dibujar una puesta en escena que le satisfi ciera plenamente, dejando siempre inconcluso e impublicable el resultado de miles de folios en que interminablemente inventaba (la invención era su fuerte) más que clasifi caba el arte, la arquitectura, las ciudades, el orden social y el mundo en general, en una intrincada (y clarísima cuando tomaba la palabra) red ternaria.
Alejandro de la SotaRicardo ArocaEs difícil saber si era así, o se fabricó a sí mismo; en todo caso, el hombre pequeño vestido de gris, de aspecto enfermizo y ojos penetrantes, se mantuvo fiel a su trabajada imagen de terca e improbable humildad hasta el fi nal. Dedicó sus últimos años a un proyecto para la Empresa Municipal de la Vivienda cerca de la Puerta de Toledo, en el que proyectó unas ofi cinas donde le habían pedido viviendas porque “la calle es ruidosa y lo adecuado es hacer una crujía de ofi cinas y situar detrás las viviendas”.
Fernando CassinelloRicardo ArocaEra imposible no querer a Fernando Cassinello. Era mayor que el “tamaño natural”, como deben hacerse las estatuas de hombres ilustres, tanto en lo físico: alto, gordo, fuerte; como en el carácter: optimista incorregible, trabajador incansable, discutidor impenitente. Su desbordante vitalidad le hacía tirar adelante sin regatear esfuerzos en empeños propios y ajenos, con la generosidad sin límite propia de quien se siente poseedor de una ilimitada energía.
Fernando Chueca.Ricardo ArocaDon Fernando Chueca será recordado como denodado defensor del patrimonio artístico español, ejerció desde la cátedra y la academia con su excelente oratoria y mejor pluma una labor didáctica esencial para el entendimiento de nuestro patrimonio arquitectónico. Nunca rehuyó una batalla, con 87 años cumplidos y atendiendo la petición que le hicimos numerosos arquitectos, presentó su candidatura a Decano del Colegio Ofi cial de Arquitectos de Madrid, redactó un manifi esto en el que se defi nía como “Regeneracionista”, estuvo a la altura de las obligaciones de campaña, debate incluido, ganó y emprendió la tarea de sacar al Colegio de una profunda crisis en que lo habían sumido anteriores Juntas.
Jacques HeymanRicardo ArocaEl objeto de la ciencia es el conocimiento del mundo que va fraguándose y modifi cándose mediante el doble juego de la observación y la formulación de modelos que van siendo validados o superados mediante nuevas observaciones; durante el siglo XX hemos sido testigos de la espectacular sustitución del modelo newtoniano por el relativista; del espectacular desarrollo del increíble universo en expansión y nos encontramos en la terrible situación de que sólo podemos dar cuenta del 5% de la materia-energía del universo completada por conceptos tan poco científi cos como “la materia oscura” y la “energía oscura” que dejan en mantillas al “éter” del siglo XIX.
Asís CabreroRicardo ArocaMi último recuerdo en relación con Asís Cabrero es (hará probablemente casi treinta años) el de un espléndido dibujo de un capitel en un ejercicio de oposición a una Cátedra de Análisis de Formas que no obtuvo; aquello no iba de dibujar sino de “analizar formas” que no se sabe bien lo que es pero parece de más lucimiento.
Ramón Vázquez Molezún Ricardo ArocaRamón Vázquez Molezún, pese a su condición de Arquitecto, era ante todo un ser humano, vital amable y divertido que hacía gala de una modestia nada fi ngida con la que trataba siempre de quitar importancia a la altísima valoración que muchos dábamos a su obra y su persona; procuraba desviar siempre el mérito a quienes habían trabajado con él, especialmente en el caso de José Antonio Corrales con quien colaboró en las que, probablemente, sean las mejores obras de ambos.
Antonio LamelaRicardo ArocaCuando vine a Madrid en el año 56 a intentar ingresar en Arquitectura, Antonio Lamela hacía ya un par de años que había terminado la carrera y estaba haciendo sus primeros edifi cios; entre ellos recuerdo el de la calle O’Donnell y el del fi nal de la Castellana, a la izquierda, con obras estupendas que fi guran con todo merecimiento en la obra “Arquitectura de Madrid” a la que Antonio ha contribuído con no menos de nueve obras, pese al insoportable defecto nacional de perdonar con difi cultad los fracasos y no perdonar nunca los éxitos.
Miguel Fisac 1Ricardo ArocaMiguel Fisac era un personaje escueto, de una sola pieza, no cabe distinguir partes donde no las hay, pero si tratar de analizar desde distintos puntos de vista la actividad de una personalidad monolítica; arquitectos, diseñadores, constructores, inventores, polemistas y teólogos entre otros podrían con facilidad revindicar su fi gura como uno de los suyos, aunque dado el afán de exclusividad que caracteriza a todo gremio, es más probable que lo califi caran como “alguien, de fuera, que ha hecho cosas”.
Miguel Fisac 2Ricardo ArocaUna inteligencia aguda, con una gran capacidad de ver lo esencial de las cuestiones, y nada dada al conformismo, tenía por fuerza
que lanzarse por el camino de la invención para conseguir lo que consideraba posible y la industria no le proporcionaba; Fisac ejercitó su inventiva en elementos estructurales, muebles, lámparas e incluso dio el primer paso para trascender de la condición de inventor para sí mismo a la de explotador de inventos, patentando sus invenciones de toda índole, bien es verdad que sin mayor resultado práctico.
Miguel Fisac 3Ricardo ArocaMiguel Fisac fue para mí, a la sazón estudiante, antes obra que persona; Conocí de su existencia a través de los Dominicos de Alcobendas y en una boda entre arquitectos celebrada allí hace unas semanas volví a recordarlo una vez más poco antes de su muerte. Era la propuesta, sin concesiones, de una iglesia, la planta de cruz dejaba paso a la hipérbola, los muros de ladrillo, el techo de madera, la luz encauzada por los tubos de fi brocemento sobre la cruz suspendida por hilos de cobre, todo sigue igual y emociona igualmente tantos años después.
Manuel Sierra y NavaRicardo ArocaSu excesiva generosidad que le llevó a ver en otros las cualidades que no buscó en sí mismo le ha cerrado el paso al panteón de arquitectos ilustres. Cuando al poco de acabar la carrera su amistad con José Antonio Girón, el todopoderoso Ministro de los primeros años del franquismo, lo puso al frente de la operación de los “poblados dirigidos”, que él mismo ayudó a diseñar en gran medida uniendo su ingenuidad a la del “Procer” (fue una operación de construcción de vivienda social de una magnitud completamente desproporcionada a los recursos estatales del momento), en lugar de patrimonializar el protagonismo arquitectónico dio paso a los mejores arquitectos jóvenes del momento. Romani, Oiza, Iñiguez, Vazquez de Castro, Carvajal, Corrales, Molezún, García de Paredes..., que tuvieron así una oportunidad de construir de verdad y lanzar su carrera en un momento de gravísima depresión económica.
Rafael BaltarRicardo ArocaEra algún año mayor que yo y además había ido a una academia de dibujo distinta. En los tiempos del ingreso las primeras amistades se hacían en las academias, (yo conocía a Manolo Gallego porque también había ido a Bernaechea, donde hacíamos un dibujo austero y considerábamos amanerados a los de las otras academias). A Rafael y a mí, nos unió el orden alfabético que determinaba la mesa de dibujo, donde pasábamos la mayor parte de nuestra vida, bien es verdad que hablando, mucho más que dibujando.
Asemas visto desde fueraRicardo ArocaEn los últimos tiempos me han llegado de algunos compañeros comentarios y preguntas sobre qué ha hecho Asemas con las primas y sobre sus posibles dificultades en estos tiempos de crisis que, según versiones, la habrían obligado a apretar más a los mutualistas en el momento menos oportuno. Como no me agrada confesar mi ignorancia sobre cualquier tema, para tratar de dilucidar si hay un problema real o solo de comunicación, pedí a Fulgencio Avilés que me explicara la cuestión y pensé que la mejor manera de ver si había entendido era ponerlo por escrito, por si puede ayudar a alguien a entender la situación y en qué consisten realmente los cambios.
Club de debates urbanosRicardo ArocaInvitación a la Gran Fiesta del Solsticio 1997.
Carta del representante de la Junta de Escuelas de Arquitectura sobre los planes de estudio.Ricardo ArocaLos Planes de Estudio deben adaptarse a unas Directrices Propias para todo el ámbito nacional que publica el Ministerio de Educación a propuesta del Consejo de Universidades, y, cumpliéndolas, cada Universidad t¡ene un margen de libertad bastante amplio para redactarlos.
Carta del director a la comunidad universitaria. 1994Ricardo ArocaCuando en agosto la Escuela alcanza la perfección como Administración Pública, ya que no hay estudiantes ni profesores que perturben la paz funcionarial, tal vez sea perdonable dedicar un mínimo esfuerzo a hacer un cierto balance de lo ocurrido el curso pasado y al tiempo adelantar algo de lo que nos espera el próximo a los que cobramos del erario público por nuestra relación con la Escuela de Arquitectura, antes de que la dura realidad nos recuerde de nuevo, que nuestros puestos de trabajo existen en función de una labor docente, cuyo buen fi n, interfi ere a veces con la sagrada satisfacción de nuestras conveniencias personales.
Carta del representante de la Junta de Escuelas de Arquitectura sobre los planes de estudio.Ricardo ArocaEn el caso de los estudios de Arquitectura, para que el título profesional permita el ejercicio en toda Europadeben además adaptarse a una Directiva. Las direetivas son de diversa índole, mientras que la de Medicina es muy concreta, espec¡f¡cando seis años de carrera y un mínimo de 5.500 horas de estudio, la de Arquitectura es más amb¡gua y permite carreras con un mínimo de cuatro años a tiempo completo, sin espec¡ficar el número de horas (el "crédito" que aparece con frecuencia en la prensa en una medida española que significa 10 horas).
Carta del director a la comunidad universitaria. 1995Ricardo ArocaComo en años anteriores, aprovechando el relativo sosiego que presta el teléfono mudo al maravilloso agosto de Madrid, trato de ver con alguna perspectiva la situación de nuestra Escuela.Comenzamos el curso con nuevo Rector y nuevo equipo rectoral, del que forma parte nuestro compañero Félix Soriano, que compartirá la responsabilidad de llevar adelante un programa de descentralización, transparencia en la gestión y equidad en el reparto de los recursos disponibles (esperemos que la transferencia de nuestra universidad a la Comunidad de Madrid sea para bien en cuanto a recursos).
Carta del director a la comunidad universitaria. 1996Ricardo ArocaEl maravilloso mes de agosto de Madrid deja algún margen de tranquilidad relativa, porque cada año, aún en agosto, hay más temas de esos que se llaman administrativos cuando tiene que hacerlos uno y burocráticos cuando son cosa de otros y que cuando “se cumple el plazo” no resultan en nada útil, pero “si se pasa la fecha” puede ocurrir cualquier calamidad. Aprovechando la calma, trataré como de costumbre de comunicar alguna refl exión sobre la situación de la Escuela y, sobre todo, dar información sobre las cosas que pueden cambiar, o deberían hacerlo, el nuevo curso.
Carta a los profesores de matemáticas. 1998Ricardo ArocaHe recibido con preocupación un acta del Consejo del Departamento de Matemáticas, reunido al parecer con urgencia que, unida a una carta previa del Director del mismo, me hacen sospechar que una iniciativa mía encaminada a encauzar lo que sin duda es un problema de la Escuela, sea por mi torpeza, o por la de mi interlocutor (no cabe suponer mala fe), ha tenido el resultado contrario al buscado. Ni tengo aversión a las matemáticas, ni a los matemáticos (tengo varios en la familia), sino más bien al contrario, y cuando me acuerdo, lamento que mi falta de interés por lo que explicaba Abellanas, me llevara a abandonar la carrera de Exactas.
Carta del director a la comunidad universitaria. 1997Ricardo ArocaComo cada año, aprovechando la relativa tranquilidad del mes de agosto, que esta vez ha sucedido a un julio especialmente agobiante, -y no precisamente por la temperatura-, trato de recuperar el distanciamiento preciso para comentar lo sucedido este curso y sobre todo informar, en lo que pueda, de las perspectivas del próximo; pero al leerla por penúltima vez, compruebo que no debo haberlo conseguido, porque tiene cierto tufo de sermón parroquial que intentaré corregir en esta última redacción, aunque es inevitable que las cosas parezcan lo que tal vez son.
Pasado reciente, presente y futuro de la Escuela de MadridRicardo ArocaLos años sesenta trajeron grandes cambios en la enseñanza de la Arquitectura: a la escuela de Madrid y Barcelona se van agregando sucesivamente las de Pamplona, Sevilla, Las Palmas, etc; hasta llegar al actual número de 12, configurando un panorama más variado y regionalizado con alumnos y profesores más locales y localistas.
La Universidad Politécnica de Madrid. Vive y deja vivirRicardo ArocaLejos ya de la época en que descubrimos que cobraba como profesor de la Universidad el Gobernador Civil, jefe provincial del movimiento de una provincia no cercana... El profesorado de la Universidad Politécnica de Madrid está envejecido, el de la Escuela de Arquitectura ha sobrepasado ya en edad media los 50 años y envejece cada año un año más.
EleccionesRicardo ArocaNuestra Escuela va siendo progresivamente una sociedad algo más abierta que el resto de la Universidad, la gente tiene la impresión de que está informada,o de que puede estarlo si quiere. Algunos temas, tanto domésticos como relativamente esotéricos son objeto de debate, temas como el del 0,7 % permiten concebir la esperanza de movilización por asuntos altruistas, en cambio al llegar a aspectos de interés general, con consecuencias bastante inmediatas sobre la vida de todos, parece producirse un cierto bloqueo.
La situación de los nuevos planes de estudio. Ricardo ArocaEn este momento estamos pendientes de la publicación en el B.O.E. de la Directrices Propias del título de Arquitecto, si estas Directrices (y no tenemos motivo para dudarlo) se atienen a los textos que conocemos, la situación es radicalmente distinta de la que motivó la alarma hace menos de un mes. Hemos pasado de una situación cerrada, con un borrador de Directrices aún más restrictivo que el de las de las Ingenierías superiores, a una situación más abierta en que además se reconocen las peculiaridades de la enseñanza de la Arquitectura.
AnuarioRicardo ArocaHace 153 años que la Escuela de Arquitectura de Madrid se separó de la de Bellas Artes de San Fernando y han comenzado en ella este curso sus estudios los que serán la 154 promoción de arquitectos. En el siglo y medio largo de existencia de la Escuela cabe distinguir dos etapas claras.

Carta del director a la comunidad universitaria. 1998Ricardo ArocaEn el idílico mes de agosto tomo la pluma para escribir mi última carta canicular como Director de esta Escuela, arrullado por el ruido de las incontables obras de Prada Poole y, para descansar, de vez en cuando entretengo mi ocio informando plácidamente sobre los innumerables recursos que Dña. Elena Iglesias y adláteres interponen contra cualquier intento de racionalizar mínimamente cualquier cosa en la Escuela, (supongo que lo hacen para evitarme caer en el vicio y la molicie que tanto tuvieron que ver con el fi n de la monarquía visigoda).
Discurso despedida Director ETSAMRicardo ArocaSería bonito decir que hace ocho años numerosos compañeros me impidieron que me hiciera cargo de la Dirección para llevar a esta Escuela a cotas de éxito aún mayores que las que ya había alcanzado y que yo, llevado por mi afán de servir a la humanidad acepté resignado el sacrifi cio que me pedían; sería bonito pero no respondería a la verdad, no me lo pidió nadie y todo lo más, algunos buenos amigos trataron de disuadirme de un empeño imposible con una Junta de Escuela en que sobraban dedos de la mano para contar los que habían hecho alguna vez alguna casa y otras circunstancias que no detallaré, que hoy es un día de celebración para personas decentes y el nuevo Director me ha pedido que sea prudente en lo posible.
Nota sobre la titulación de arquitecto Ricardo ArocaEn la adaptación a Bolonia caben varias alternativas: 1a · Mantener la actual titulación de 5 años, basándose en la Directiva –Europea,
que podría completarse con “master” de 1 año en edifi cación o urbanismo, y ordenación del territorio. 1b · Ir a una carrera de 6 años “con master integrado” que permitiría un desahogo algo mayor del plan de estudios. 2 · Establecer un título de arquitecto de 4 años más fi n de carrera, equivalente al título europeo de arquitecto, sin competencia en los aspectos técnicos de la obra (estructura e instalaciones) y capaz por tanto de suscribir proyectos básicos pero no los proyectos específi cos de estructura e instalaciones dentro del proyecto de ejecución y de llevar la supervisión general de arquitectura en la dirección de obra.
El registro de la propiedad visto por un ArquitectoRicardo ArocaDamos por sentado, entre otras muchas cosas, que el sol saldrá cada mañana y que si se cumplen unas condiciones previas, un Banco o Caja dará al promotor el dinero necesario para construir, y luego lo recuperará de los compradores con los correspondientes intereses; pero la cosa no es tan obvia, aunque nos cueste trabajo imaginarlo, la situación podría ser muy distinta. De hecho hace unos meses estuve en Uruguay donde prácticamente no se construye porque no
hay hipotecas como consecuencia de la desaparición a raíz de un escándalo financiero, del Banco Hipotecario, única institución que daba crédito con garantía real; (los que somos mayores, recordamos, sin duda, los tiempos en que también en España las hipotecas las daba casi en exclusiva el “Banco Hipotecario” desaparecido como tal desde hace años, afortunadamente en aras de la libre competencia bancaria y no por otro tipo de problema).
Discurso despedida COAM Ricardo ArocaLos Colegios de Arquitectos se institucionalizan en el año 1931 bajo el Gobierno de la República (el año pasado celebramos el 75 aniversario de la aprobación de nuestros primeros estatutos), y fue Secundino Zuazo el primer Decano del Colegio; ha sido un honor sucederle con 75 años de diferencia. Vinieron luego años de depuraciones; esta Junta dejó sin efecto los acuerdos de la posguerra, sancionando a una serie de compañeros (Secundino Zuazo y Fernando Chueca entre ellos), y luego una larga época en la que no hacían política ni los políticos (era frecuente el comienzo de discurso del jerarca de turno afi rmando, con voz tonante, “no soy político, no soy orador”) hasta que en los primeros años 70, entró la política en el Colegio (solo se podía hacer política desde sitios como éste) y durante un breve período, los que nos teníamos a nosotros mismos como fuerzas progresistas, y creo que entonces lo éramos, gobernamos el Colegio.
Los arquitectos no se andan por las ramasRicardo ArocaEn 1999 se reunieron en Bolonia los Ministros de Educación europeos y acordaron crear un “espacio europeo” de educación universitaria que facilitara intercambios de estudiantes y profesores; proponía “títulos de grado” de tres años con competencias profesionales y “master” de especialización de uno o dos años sin ellas.
Los acuerdos de Bolonia y las enseñanzas técnicas en EspañaRicardo ArocaLos acuerdos de Bolonia para establecer un espacio común europeo para la Enseñanza Superior no obligaban a los fi rmantes que, a lo largo de este complicado proceso, han ido olvidándose de su espíritu y han acabado haciendo una libre interpretación de los mismos. En particular el Gobierno español se ha apartado considerablemente de lo acordado, pero argumentando siempre que las cambiantes reformas introducidas responden a los acuerdos de Bolonia.
La claridad de Eleuterio PoblaciónRicardo ArocaLa arquitectura de Eleuterio Población es clara de planteamiento y resolución e incluso casi siempre de color.
Volúmenes limpios, luminosos, bien proporcionados y articulados, de una construcción sólida con excelentes detalles y buena ejecución por los que no parece pasar el tiempo.
Proyecto de viviendas en Arturo Soria, MadridRicardo ArocaEl proyecto para la construcción de tres conjuntos de viviendas dentro de una manzana de la nueva ordenación de la antigua y aún llamada Ciudad Lineal puede ser útil para analizar algunos extremos sobre el planteamiento teórico tan en boga y otros generales sobre la vivienda.
El diseño estructural de los seres vivosRicardo ArocaLos materiales y formas estructurales de los seres vivos son difícilmente igualables incluso por la tecnología actual; tanto en las propiedades físicas como en eficacia de diseño su estudio puede enseñarnos muchas cosas que aún no conocemos.
Seis ideas para un problemaRicardo ArocaPropuesta para un encargo consistente en sacar partido de una ordenación ya aprobada de una manzana en un entorno especialmente agresivo, con la condición de conservar al menos un 75% de la edificabilidad y pudiendo llenar la edificación un máximo de 12 metros respecto a la ordenación.
La IBA nueva y la IBA vieja: Construcción y rehabilitaciónRicardo Aroca y Antonio VélezLa prensa especializada ha dedicado ya muchas páginas a la IBA desde su gestación hasta nuestros días, pero salvo en publicaciones muy especializadas, y casi todas en alemán, no se ha abordado una explicación -con la extensión que permite una revista y no la de un informe- asequible al lector español sobre la infraestructura de esta oficina de gestión, la base económica que sustenta una empresa de esta envergadura o el proceso de planificación, proyecto, contratación y ocupación de las viviendas.
ABC. En arquitectura, despreciar el pasado no es signo de innovación, sino de ignorancia.Juan Ramírez de LucasArtículo informativo sobre el Seminario Internacional de Granada.
El antiguo Mercado de la Puerta de Toledo se convertirá en un Gran Centro de Antigüedades y DiseñoRicardo Aroca et al.Artículo sobre el proyecto del "Mercado Puerta de Toledo". cuvo objetivo era dotar a Madrid de un centro comercial y cultural destinado
fundamentalmente al comercio de antigüedades y a los productos de autor.
ABC. El mercado de la puerta de Toledo.Clara Isabel de BustosEn el otoño de 1988, las cinco plantas del Mercado Puerta de Toledo responderán a la nueva concepción europea de espacio comercial de alto nivel y prestaciones: anticuarios (entre el intercambio comercial y cultural), diseñadores del entorno y creadores de la moda, galerías de arte, orfebres joyeros y maestros artesanos serán los inquilinos de más de ciento cincuenta locales que unirán la plaza del Campillo Mundo Nuevo con la neoclásica Puerta de Toledo.
Construir con cruces: La torre más altaRicardo Aroca¿Por qué la fachada de la torre más alta de España -el edificio de Yamasaki en el complejo Azca de Madrid- la han hecho uniendo cruces de acero en lugar de con i'igas y soportes?
ABC. El arte y la creación se darán cita, a final de mes, en el antiguo Mercado de la Puerta de Toledo.Esther SánchezEn la última semana de este mes de octubre será inaugurado uno de los proyectos más ambiciosos, en cuanto a rehabilitación de edificios que se ha acometido en Madrid en los pasados años. Con una inversión de más de tres mil millones de pesetas, el antiguo mercado de Pescados de la Puerta de Toledo se ha convertido en un centro único en su género en España, emparentado con el Louvre des Antiquaires de París y la Plaza de los Anticuarios de Nueva York.
ABC. La puerta de Toledo, ventana del diseño.ABCRicardo Aroca, Jesús Peñalba y Martín Domínguez han sido los artífices de algo que que va más allá de la simple remodelación, comenzada en 1986.
La máquina de dibujar. Veinticinco años de pruebasRicardo ArocaArtículo sobre los primeros años de uso de ordenadores en arquitectura.
Doscientas ochenta viviendas en OrcasurRicardo Aroca y Carmen González LoboProyecto de construcción de siete edificios en torre, de diez plantas, con cuatro viviendas por planta, en Orcasur.
Biblioteca Municipal en Villanueva del PardilloIsabel Saiz de Arce y Ricardo ArocaLa biblioteca se ha instalado formando parte del equipamiento de la nueva Casa de Cultura denominada "La Casona" (Calle Real, 4). El edificio es una antigua casa de dos plantas, construida a finales del siglo XIX, que puede considerarse prototipo de la arquitectura de la época. En sus fachadas de remota inspiración mudéjar se combinan las verdugadas de ladrillo y la mampostería.
Casa de la Cultura La Casona, Villanueva del Pardillo, MadridIsabel Saiz de Arce y Ricardo ArocaArtículo sobre la historia y rehabilitación del edificio histórico "La Casona".
Formas de oficio. Construcción e innovaciónRicardo ArocaPodemos definir la construcción como un proceso complejo que se desarrolla en un contexto de sobreentendidos y en el que se utilizan herramientas que tienden a adquirir vida propia.
Viviendas en la calle Condesa de Venadito. Madrid. 1979Ricardo ArocaÉste es uno de un conjunto de tres edificios hechos por los mismos arquitectos en la misma manzana y de características, por unas razones o por otras, muy diferentes. Tienen en común una parte de estructura metálica vista al exterior y las fachadas de ladrillo de gres.
Viviendas en la Calle Rafael Calvo. Madrid. 1971Ricardo ArocaArtículo descriptivo sobre un proyecto de viviendas en la calle Rafael Calvo (Madrid).
Viviendas en la calle Señores de Luzón. Madrid. 1968Ricardo ArocaArtículo sobre un proyecto de viviendas en la calle Señores de Luzón (Madrid).
Se trataba de un problema muy difícil, el solar era muy pequeño e irregular en la pequeña zona histórica que existía en Madrid en aquel entonces, la única en la que existían normas estéticas de edificación que obligaban a utilizar o bien ventanas, o bien balcones con barandillas de forja.
Viviendas en Orcasur. Madrid. 1987Ricardo ArocaArtículo descriptivo sobre un proyecto de viviendas en Orcasur.
Proyectar con ordenadorRicardo ArocaArtículo sobre las posibilidades de aplicación de los ordenadores en el ámbito de la arquitectura a principios de los años 90.
El País. La mal llamada AluminosisRicardo ArocaEl término aluminosis es un lamentable hallazgo periodístico, que confunde la evolución normal de un material con una enfermedad.
ABC. Si quieres el voto, arregla Caño RotoDiego GarcíaUna vez publicado el informe del catedrático de Estructuras, Ricardo Aroca, en el que se recomienda la rehabilitación urgente de las viviendas, falta solucionar la financiación de este proyecto que, según las primeras estimaciones, rondará los 2.500 millones de pesetas.
Los vecinos quieren que sea el MOPT quien financie el proyecto.
Los riesgos del oficio. Variaciones sobre la tradición constructivaRicardo ArocaConstruir es uno de los oficios más antiguos de la historia. Aparte de su inevitable cualidad artística, la arquitectura tiene una componente técnica que supone una limitación y al mismo tiempo un acicate para el desarrollo y la evolución de las concepciones espaciales. Ricardo Aroca hace aquí una reflexión sobre el oficio de construir como parte integrante del proceso de concepción formal, y compara el trabajo de Clotet y Paricio al de los compositores barrocos y sus variaciones sobre un tema dado, tema que en este caso sería el de la construcción tradicional.
ABC. Planes de estudios de Arquitectura (artículos varios).VariosNoticias relacionadas sobre el cambio de plan de estudios superiores (1994)
Doscientas viviendas en la Mancha Amarilla. Torrejón de ArdozRicardo ArocaProyecto de viviendas en Torrejón de Ardoz.
Salgamos del túnel.Ricardo ArocaArtículo sobre la proliferación de túneles innecesarios en Madrid (1994).
Mobiliario antiurbano. Madrid-París, la invasión de cachivacheRicardo ArocaArtículo sobre el nuevo mobiliario urbano de Madrid, consistente en soportes para publicidad (1995).
Señor Alcalde, por favor, retírelos.Ricardo ArocaArtículo de opinión sobre el nuevo mobiliario urbano de Madrid (1995)
Inauguración del túnel en la Plaza de Oriente - Opinión - Cajón de RecortesRicardo ArocaArtículo de opinión sobre el túnel de la Plaza de Oriente (1997).
Inauguración del túnel en La Plaza de Oriente (versión culta) - Opinión - Cajón de RecortesRicardo ArocaArtículo de opinión sobre el túnel de la Plaza de Oriente (1997)
El Mercado de la Puerta de ToledoRafael FraguasEn una actitud sin apenas precedentes, Ricardo Aroca y Martín Domínguez, que consagraron sus energías, junto con las de su colega Jesús Peñalva, para transformar el antiguo mercado de la Puerta de Toledo en un centro comercial de lujo, aceptan la proposición del consejero de Economía, Luis Blázquez, de derribar el interior del edificio para reflotarlo económicamente. Aroca dice que hicieron lo que entonces se les pidió, si bien expresó siempre dudas sobre el planteamiento comercial.
Recuperar para utilizar. El hospital de las cinco llagasFrancisco Torres, Ricardo Aroca, Cristina López, Francisco Barrena, José Pérez y Antonio RamírezArtículo sobre la segunda fase de la rehabilitación del Hospital de las Cinco Llagas de Sevilla, sede actual del Parlamento de Andalucía. El área objeto de actuación comprendía las crujías y naves que circundan los patios del Cardenal, de la Fuente y de las Flores de dicho edificio, en los sectores norte y oeste del mismo.
Una muerte sin anunciar. Crónica de la destrucción de los laboratorios JorbaRicardo ArocaArtículo de opinión sobre el derribo del edificio que Miguel Fisac construyó para los laboratorios Jorba en la carretera de Barajas.
ABC. Aroca aplaude la idea de no hacer un túnel en el paseo del PradoArtículo reflejando la opinión de Ricardo Aroca sobre la posibilidad de hacer un túnel en el Paseo del Prado (Madrid).
Viviendas en Arturo Soria, Madrid 1975-78Ricardo Aroca Hernández-Ros, Mariano Bayón Álvarez, Emilia Bisquert Santiago y José Luis GómezDescripción de un proyecto de viviendas en Arturo Soria (Madrid)
Primera travesía del desierto (cultural) de Madrid. Plaza de la Villa. - Opinión - Cajón de RecortesRicardo ArocaConvocatoria a una manifestación contra la gestión del Ayuntamiento del paisaje urbano de Madrid.
Arde Manhattan. El desplome de las Torres Gemelas, razones estructuralesRicardo ArocaArtículo técnico sobre el desplome de las Torres Gemelas.
ABC. Arquitectos, urbanistas y expertos exigen más coordinación para las obras de la ciudadSara MedialdeaArtículo sobre el estado de la ciudad de Madrid (2001) a causa de las obras en la vía pública.
Hossdorf, un superviviente de la edad de los magosRicardo ArocaArtículo descriptivo sobre los métodos de trabajo de Hossdorf y los arquitectos de su generación.
Soporte y flexibilidad. Arturo Soria, 93. 1975Ricardo Aroca, Emilia Bisquert, Mariano Bayón, José Luis MartínArtículo sobre la estructura un edificio de oficinas y viviendas con cuatro plantas distintas entre sí en las cuales no coinciden ni siquiera las posiciones de los cuartos húmedos (edificio ubicado en Arturo Soria, Madrid).
ABC. En este oficio nunca se deja de aprenderMaría Isabel Serrano, Ricardo ArocaEntrevista a Ricardo Aroca con motivo de la candidatura a Decano del Colegio de Arquitectos de Madrid (2002)
ABC. Tres candidatos a la caza del arquitecto más jovenMaría Isabel SerranoArtículo acerca de las candidaturas a Decano del Colegio de Arquitectos de Madrid (2002).
ABC. Aroca gana las elecciones en el COAM y será el decano que sustituya a ChuecaMaría Isabel SerranoArtículo sobre el resultado de las elecciones a Decano del Colegio de Arquitectos de Madrid (2002)
ABC. El nuevo decano de los Arquitectos pide una mayor defensa del patrimonio de MadridMaría Isabel Serrano

Artículo sobre los objetivos de Ricardo Aroca como Decano del Colegio de Arquitectos de Madrid (2002)

Abrir Madrid al mar. Perfiles de una urbe sin conciencia cívicaRicardo ArocaArtículo sobre la historia y evolución de la ciudad de Madrid.
Diez años de debateRicardo ArocaArtículo sobre la función del Club de Debates Urbanos.
Plaza de Oriente. Señor alcalde, por favor, pruebe la aspirinaRicardo ArocaArtículo sobre las consecuencias negativas del proyecto de modificaciones de la Plaza de Oriente y algunas alternativas (2003)
Por qué concursos?Ricardo ArocaPese a estas dificultades, el concurso es el procedimiento más adecuado para la búsqueda de la mejor propuesta. Un sistema bien organizado, adaptable a las circunstancias, permitirá centrar la atención en la arquitectura, y no en el arquitecto.
ABC. El COAM denuncia las disparatadas condiciones de los concursos públicos.Ricardo ArocaEl nuevo equipo del COAM denunció que los «pocos» concursos de arquitectura convocados por las administraciones madrileñas «son una burla a los profesionales», ya que exigen «plazos disparatados» para las presentaciones, piden «requisitos burocráticos absurdos y complicados» y tienden a contabilizar como mérito la baja de honorarios de los profesionales.
ABC. Rehabilitación del Hospital de las Cinco Llagas.Tomás BalbontínSegunda fase de rehabilitación del antiguo hospital de las Cinco Llagas como sede del Parlamento Andaluz y varias dependencias anexas y supone la recuperación de tres patios. Los trabajos se han realizado en tres años y han supuesto una inversión de unos 25 millones de euros.
ABC. ¡Que quiten los Chirimbolos!Ricardo ArocaComo decano de los arquitectos de Madrid sólo pido a los candidatos, aunque no hace falta, que hagan honor a los compromisos adquiridos cuando nos visitaron en el Colegio de Arquitectos. Como ciudadano, mi lista es bastante heterogénea.
El lujo de habitar. La vivienda, de la propiedad al alquilerRicardo ArocaLa sociedad está justamente escandalizada por los precios de la vivienda, un escándalo un tanto peculiar ya que todos quisiéramos viviendas más baratas para nuestros hijos, sin que ello conlleve que baje de precio la nuestra que es la inversión de nuestra vida.
Intervención en el Hospital de las Cinco Llagas. Sevilla.José Antonio CarbajalRecuperación de los Patios del Cardenal de la Fuente de las Flores y accesos en el Hospital de las Cinco Llagas de Sevilla, publicado enel número 11 de la Revista del Colegio Oficial de Arquitectos de Sevilla.
Madrid, una ciudad en busca de una idea. Ricardo ArocaMadrid, que nació como ciudad importante demasiado tarde para tener una catedral como Dios manda, nunca ha tenido una exposición universal ni una olimpiada (y es probable que siga sin tenerlas en bastante tiempo), nunca en su historia ha tenido la ocasión de emprender algo que haya ayudado a sus habitantes a tomar conciencia de la ciudad.
ABC. La vivienda ideal.Ricardo ArocaImagínese una vivienda que crece o disminuye según las necesidades de la unidad familiar (incluso que no cree problemas si esta se disuelve), que cambie de sitio e incluso de ciudad si resulta conveniente por motivos de trabajo. No es un imposible, es simplemente una vivienda alquilada (si es que hubiera un parque suficiente de viviendas en alquiler). La fuerte inexistencia de viviendas en alquiler nos distingue de los restantes europeos.
ABC. Sobre inquilinos y caseros.Ricardo Aroca¿Qué hacer para que haya un mercado de alquiler?
ABC. Los tiempos de la ciudad.Ricardo ArocaCuando se construye y más aún cuando se actúa sobre la ciudad, y más en lo público que en lo privado, hace falta tiempo: tiempo para proponer, tiempo para analizar alternativas...
ABC. Madrid Olímpico.Ricardo Aroca

La Olimpiada de Barcelona, por poner un ejemplo, fue aprovechada para transformar la ciudad abriéndola al mar y, lo que es más importante, para embarcar a la ciudadanía en una empresa de la que se sentían justamente orgullosos. Siguiendo con la comparación,
ocho años antes de la olimpiada, toda Barcelona era consciente no solo de la candidatura sino de la transformación de la ciudad que se planteaba con ese motivo y había sido discutida en varios foros con amplia participación, no solo política sino ciudadana; como comparación, los grandes proyectos de Madrid son: Soterramiento de la M30 (solo últimamente relacionada con la recuperación del río) y Operación (inmobiliaria) Chamartín, ninguno de ellos relacionado con la candidatura olímpica.

ABC. La olimpiada, más cerca.Ricardo ArocaLo realmente importante es la ocasión de repensar la ciudad (aunque para pensar no viene mal mejor una generosa inyección de dinero del estado) y de conseguir que los ciudadanos, se sientan partícipes de la empresa común de transformar Madrid y de paso que aprendan a usarlo un poco mejor.
ABC. ¿Tenemos alcalde?Ricardo ArocaCuando uno trata de conjurar sensaciones, la primera que acude es la de un cierto vacío, que podría concretarse, en una frase: Enrique Tierno e incluso José María Álvarez del Manzano, con todas sus carencias, eran Alcaldes; Alberto Ruiz Gallardón da la impresión de «estar de Alcalde».
ABC. ¿Museo nacional de Arquitectura?Ricardo ArocaEs obvio que, a diferencia de otras artes, la arquitectura no es coleccionable. En este sentido, el Museo son las propias ciudades y la política de protección del patrimonio arquitectónico las convierte de hecho, en cierta medida, en museos de sí mismas, imponiendo limitaciones.
ABC. Madrid en obras.Ricardo ArocaAntes de la entrevista, yo pensaba que el lío de la M30 dejaría en mantillas al de la Calle Zurbano, por poner un ejemplo, pero afortunadamente antes que a mí le tocó hablar a un señor del Ayuntamiento que nos aseguró, y tengo que creerlo, que han estudiado todo tan bien, que durante las obras se circulará aún mejor que ahora, gracias a unas inteligentes medidas provisionales.
ABC. Edificios protegidos.Ricardo ArocaLas «protecciones» se expresan siempre de forma negativa: limitaciones a lo que se puede hacer y a cómo se puede hacer, con la consiguiente devaluación de la propiedad, lo que explica la aversión de numerosos propietarios a que sean reconocidos los méritos de su propiedad.
ABC. Los nuevos barrios.Ricardo ArocaLos PAU siempre me inspiraron un cierto desasosiego como arquitecto (el desasosiego de los arquitectos no es muy creíble ya que suele disiparse ante un encargo), y mi relación más cercana con ellos ha sido la vista desde la casa de Miguel Fisac, en el cerro del aire, detrás de su iglesia de Alcobendas, de una esquina de Sanchinarro recortándose agresiva y masiva sobre un descampado; hasta que la semana pasada me llamó Eleuterio Población, alarmado y angustiado.
ABC. El contencioso de la M30. Ricardo ArocaEl responsable del Colegio de Arquitectos justifica la decisión de llevar a los tribunales el proyecto municipal de la M-30.
ABC. Decoración navideñaRicardo ArocaDignidad, Vida, Ternura, Atasco, Zapato, Peaje, Lujuria, Serpiente, Escoria... no pude seguir leyendo porque se abrió el semáforo y delicadas tramas de puntos, más bien poco visibles es lo que llevo visto de la iluminación navideña de este año.
ABC. Elegante a pesar del tamaño.Ricardo ArocaLo de «puente más alto delmundo» suena curioso. Lo que hasta ahora distinguía a los puentes es la longitud, ya que la «altura» depende de cómo sea de hondo el hueco que cubren.
La soberbia de la altura.Ricardo ArocaHay pues solución teórica al empeño de Babel y la empresa pudo haber sido coronada con éxito, de no mediar la maldición divina y, pese a ella, se han seguido construyendo torres, casi todas a mayor gloria de Dios, para evitar malentendidos.
ABC. ¿Adios a los cines de la Gran Vía?Ricardo ArocaPasada la primera reacción de incredulidad ante la noticia de prensa de que «los cines de la Gran Vía podrán ser convertidos en viviendas», he tratado de recordar (sin éxito) cuando fue la última vez que fui a un cine de la Gran Vía (aunque mi memoria ya no es lo que era, debe hacer bastantes años); el porqué no es difícil de deducir.
El Mundo. Catástrofe pero menos.Ricardo ArocaMientras el Edificio Windsor ardía espectacularmente dando pie a los titulares de hoy sobre la “catástrofe” en Madrid, afortunadamente sin víctimas, 22 ciudadanos morían en las carreteras calladamente y sin titulares, como cada fin de semana, dando pie a la respuesta que doy cada vez que me preguntan (desde lo de las Torres Gemelas) sobre si es peligroso vivir o trabajar en un edifi cio alto: El que salga a la carretera en un fin de semana, no debería tener miedo de nada.
ABC. La gran antorcha.Ricardo ArocaEn la espectacular catástrofe del Windsor no ha habido víctimas, ni según ha sido la progresión del incendio las hubiera habido de haber ocurrido el siniestro en horas de ofi cina, por tanto el objetivo esencial se ha cumplido y en cuanto al comportamiento estructural del edifi cio ha sido bastante mejor de lo que la normativa exige, de todas formas, la lección servirá, cuando se hayan analizado las causas para aprender y mejorar no sólo el diseño y la construcción, sino los protocolos de uso y vigilancia de los grandes edificios.

La seguridad es lo primeroRicardo ArocaUna entreplanta de servicios, hacia la planta 20 (en la que al parecer se originó el incendio), con vigas de hormigón más rígidas ha limitado el desplome del perímetro del edificio pese a que os soportes metálicos de fachada por debajo, aparecen seriamente deformados.
El Mundo. El Madrid Olímpico.Ricardo ArocaSi sale el tema en un grupo de amigos, el comentario más frecuente es más o menos “lo que nos faltaba para el tráfi co”; el entusiasmo ciudadano parece brillar por su ausencia cuando si por algo merece la pena acoger una olimpiada (por ahora un madrileño diría “soportar” una olimpiada) es porque proporciona una ocasión de repensar la ciudad y reconciliarla con sus ciudadanos.
ABC. Madrid, hoy y ayer.Ricardo ArocaLa memoria histórica de unaciudad, aquella que traspasa los siglos, siempre ha de venir escrita y dibujada. Calles, manzanas, fuentes, ríos y edificios conforman planimetrías que, año tras año, recuerdan la forma de una urbe. Desde la primera «Topographia de la Villa de Madrid», realizada por Pedro Texeira en 1656, hasta la última foto área del siglo XX, la trama urbana del casco antiguo ha evolucionado sin parar.
El Mundo. ¿Un urbanismo más humano?Ricardo ArocaNo tenemos un modelo de ciudad que dé respuesta a todos los complejos problemas que plantea en nuestros días la convivencia; desde que el automóvil puso en crisis tanto los casos históricos como los ensanches del XIX las sucesivas inversiones no han resultado satisfactorias y el ver la cuestión en clave de problemas antes que de oportunidades, es en gran medida lo que nos ha conducido a la actual situación de desánimo urbanístico que conviene analizar con objeto de encontrar una salida.
ABC. Treinta metros cuadrados.Ricardo ArocaCamino del AVE he intentado (sin éxito) convencer a un taxista de que modificar la normativa de protección ofi cial para que también puedan acogerse apartamentos o estudios de 30 metros cuadrados no es una barbaridad ni una burla, ni volver a la posguerra.
El País. Los horrores de Madrid 2000-2005.Ricardo ArocaVaya por delante, para empezar, que escribo bajo pedido y que Madrid me parece una ciudad estupenda que sufre sobre todo el problema de la falta de cariño de sus habitantes, que a su vez tienen la impresión de que su voluntad pinta poco al lado de la de los grandes operadores inmobiliarios cuyo cariño por la ciudad está desde luego por demostrar y que preferiría cultivar el cariño del que nuestra ciudad está tan necesitada antes que denunciar horrores.
ABC. Esto no se puede hacer con dinero público.Ricardo ArocaEl tema ya no es sólo que sea raro. Lo primero que hay que preguntarse es por qué hay que pagar ese edificio con dinero público. Esto no se puede hacer con el dinero de todos. ¿Cuántas viviendas se han dejado de hacer por meter el agujero ése? Esa terraza es carísima y cuesta tanto como si se hubiesen construido unas veinte viviendas más. Los políticos proyectan estos edificios tan raros para lucirse, pero la vivienda social tiene que ser más cómoda. Ha primado un aspecto externo impactante y luego han tenido que meter los pisos como han podido.
El País. Doña Esperanza pone un Foster en nuestra vida.Ricardo ArocaA los arquitectos de Madrid, una vez más ignorados por la Comunidad, nos queda al menos el consuelo de que el edifi cio será con seguridad proyectado por un grupo de jóvenes arquitectos españoles que nunca hubieran podido conseguir el encargo directo y que contaran para su desarrollo con un tiempo y unos medios que les hubieran sido escatimados de haber obtenido el encargo en un hipotético concurso de ideas.
ABC. Una retirada a tiempo.Ricardo ArocaSi alguien nos comprara España por lo que pedimos, tendríamos para adquirir Estados Unidos por lo que piden; alguien hizo ese cálculo para Japón, poco antes de la crisis inmobiliaria de la que aún no ha salido y en este momento la cosa podría muy bien ser cierta para España.
Un pintor pinta un cuadro.Ricardo ArocaUn arquitecto proyecta algo que tiene que ver con un lugar, con gente que va a usarlo y para hacerlo real tiene que convencer a quien tiene el poder económico o político, (y que ha decidido previamente, con mayor o menor grado de abstracción, que la intervención arquitectónica o urbana debe hacerse, es decir ha formulado un encargo), de que hay que hacer precisamente lo que propone y que además sólo él (el arquitecto) tiene la suficiente sensibilidad para llevarlo a cabo. Actuar sobre la realidad es además complicado en sí mismo, a cada vuelta de la esquina hay innumerables opciones que conducen a resultados diferentes.
Sesenta y tres viviendas en Edificio de Protección Pública, locales y garaje en Poblado de la absorción de Fuencarral.Ricardo Aroca63 viviendas en Edificio de Protección Pública, locales y garaje en Poblado de la absorción de Fuencarral. Año 2005. Modalidades: Estética y Soluciones de Vivienda.
ABC. La marcha anual en defensa del Guadarrama.Ricardo ArocaLa marcha anual en defensa del Guadarrama reclama el fin del urbanismo en la zona.
De mamotretos y chirimbolos. Madrid rentabiliza el espacio públicoRicardo ArocaPara empezar una precisión semántica: observo, con pesar, que llaman chrimbolos a los enormes artefactos que han invadido Madrid bajo la égida del alcalde Alberto Ruiz-Gallardón. Protesto con la autoridad que me da el haber bautizado a los chirimbolos originales del anterior alcalde José María Álvarez del Manzano.
Madrid al pasoRicardo ArocaLa imagen más nítida en mi memora en relación con “Madrid Diario de la Tarde” es la de la voladura del edifi cio, como culminación de un proceso que comenzó con un cierre administrativo, coletazo de un régimen que empezaba a ser moribundo.
Finalista en concurso para Centro de Servicios SocialesRicardo ArocaPublicación en revista AV Proyectos del proyecto presentado al concurso "Centro de Servicios Sociales en un patio de Manzana de Arguelles"
El constructor autodidacta.Ricardo ArocaFélix Candela Outeriño nació en Madrid hace 100 años y estudió arquitectura en la Escuela de Madrid, que históricamente ha mantenido una importante componente técnica en sus planes de estudios. Cabe pensar que fue un buen estudiante, porque ya durante los últimos años de la carrera ayudaba a Luis Vegas, a la sazón catedrático de Estructuras y uno de los introductores en España de la "teoría de la elasticidad".
El Antiguo Banco Español del Rio de la Plata.Ricardo ArocaPara el madrileño la monumental fachada del «Edificio de las Cariátides» es uno de los hitos de la ciudad, que debe un buen número de sus iconos arquitectónicos a la paradójica figura de Antonio Palacios, símbolo, al tiempo, de la renovación de Madrid y de su resistencia a adoptar los aspectos formales de la modernidad, precisamente cuando intentaba salir de su condición provinciana para convertirse en una metrópoli a la europea.
Los creditos de 7 horas y los kilogramos de 700 gramosRicardo ArocaRecurrentemente, los recortes - no todos - recuerdan que es necesario reformar la reforma de la reforma de los planes de estudios. Recuerdan que ellos son "los que saben" del tema y es preciso que el ministerio les atienda en varios asuntos pendientes, entre ellos la de que el "crédito" pase de 10 a 7 horas lectivas (lo dicen más complicado, pero suena a aquellos decretos de los años cuarenta o ciencuenta que establecían que el pan de kilo no debía pesar menos de setecientos gramos.)
Atocha, Una reliquia hundida torcida y llena de andamiosPatricia Gonsálvez.Las estaciones de tren decimonónicas tenían techos altísimos para que los viajeros no se asfixiasen con el humo de las locomotoras. "Ahora los trenes son eléctricos, pero las estaciones siguen siendo enormes... por pura grandilocuencia". Con aire de venerable profesor, Ricardo Aroca, exdecano del Colegio de Arquitectos, se pasea bajo la imponente nave de la vieja estación, de 27 metros de altura. Atocha es uno de los lugares que analiza en su nuevo libro, La historia secreta de los edificios. "Es un buen edificio para explicar, ¡porque tiene tantos errores!", brama Aroca con una risotada. "La pobre, está hundida, torcida y ahora, encima, llena de andamios". Vayamos por partes.
Pisos construidos como chalésPatricia Gonsálvez.Quedan siete pinos. Eran ocho, pero podía no quedar ninguno. Cuando Ricardo Aroca y su equipo vieron los enormes árboles del solar donde tenían que construir los pisos, allá por 1976, decidieron que la planta del edificio se quebrase para dejar hueco a lo que la naturaleza había colocado allí mucho antes. "El trazado de la planta es el que salió; la arquitectura ha de ser, ante todo, lugar", dice el arquitecto. Con camisa naranja y tirantes, oculto tras una espectacular barba blanca, pero sin pelos en la lengua, Aroca sentencia cada frase con una risotada bucanera. Ha sido decano del colegio profesional, catedrático de la Escuela y ha construido centenares de edificios en Madrid. Como arquitecto le obsesiona ser "razonable", dice que ése es su "estilo", y echa pestes sobre los arquitectos estrella que "llenan el orbe de cafeteras galácticas".
El Mundo. La casa ideal debe ser un espacio poco determinadoBenito Muñoz.«Un espacio poco determinado en el que, si uno es hábil y sabe bricolaje, podría organizarse los espacios por su cuenta en función de
sus gustos». Lo más necesario, a su juicio, «es que haya espacio».
El Mundo. Las viviendas vacías deberían adaptarse a las necesidades de la genteJosé F. Leal.Un edificio dura mucho más que el uso inicial para el que es concebido", por lo que debe ser permeable al cambio, y que pase fácilmente de vivienda a oficina o de comercio a escuela. Para hacer esto posible hacen falta, sobre todo dos cosas: libertad e inteligencia, y sobran otras muchas, especialmente, las ordenanzas que oprimen los proyectos desde el primer ladrillo hasta el último rodapié en cualquier edificio que levanta, unas normas absolutamente castrantes desde el punto de vista creativo, y culpables de la proliferación masiva de viviendas mal hechas.
El País. Nos toca vivir como chinos hasta que los chinos puedan vivir como nosotrosEl País.El arquitecto murciano Ricardo Aroca, director entre 1991 y 1999 de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Politécnica de Madrid, lleva años luchando contra los disparates urbanísticos municipales, que atribuye al hecho de que los ayuntamientos sean competentes en materia de suelo que, si por él fuera, devolvería al Estado. “Pero no a Mariano Rajoy, sino al de Suecia, que está más lejos aún”, ironiza.
El País. Nos toca vivir como chinos hasta que los chinos puedan vivir como nosotrosEl arquitecto murciano Ricardo Aroca, director entre 1991 y 1999 de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Politécnica de Madrid, lleva años luchando contra los disparates urbanísticos municipales, que atribuye al hecho de que los ayuntamientos sean competentes en materia de suelo que, si por él fuera, devolvería al Estado. “Pero no a Mariano Rajoy, sino al de Suecia, que está más lejos aún”, ironiza.
SIKA 2008 - MamotretosRicardo ArocaReunión del equipo de gobierno de un ayuntamiento que no es el de Madrid.
Glosa a Juan Miguel Hernández León. De un retrato al siguienteRicardo ArocaLector contumaz, conferenciante en varios idiomas, con memoria para poder hacer citas inteligentes en cualquier circunstancia, sin que le importe exhibir su cultura. Autor de libros, creador de una revista de arquitectura con éxito… y encima es karateca, monta bien a caballo, es capaz de conversar hasta altas horas de la madrugada sin que se le note el nivel de alcohol en la sangre y asimila el picante más atroz sin mover un músculo de la cara para asombro y consternación de los mexicanos.2008 10 00 Glosa a Juan Miguel Hernández León. De un retrato al siguiente - Cajón de Recortes

SIKA 2011 - La ciudad de vacaciones del futuroRicardo ArocaRueda de prensa del Gran Consejo Supremo de especuladores inmobiliarios en el gran Salón de Actos de un hotel de 10 estrellas en un paraíso fiscal.
Fotografías. Ricardo Aroca Hernández-RosRicardo ArocaFotos 2012.

Galicia.Ricardo ArocaCuaderno de acuarelas verano 1997.
Arreglar cosas.Ricardo ArocaDibujos.
Galileo Maxwell Michell Aroca midiendo el rendimiento estructural.Jaime Cervera y Mariano Vazquez Espí.¿Qué es un hito estructural? Desde la óptica de la termodinámica, la medida que permite comparar distintas soluciones a un problema es el rendimiento. Galileo fue el primero en introducir una regla para su medida, entendida ésta como razón entre la carga útil soportada y la carga total necesaria, prediciendo la existencia de tamaños insuperables, aquellos que acotan el rango de soluciones a cada problema y para los cuales el rendimiento de la solución óptima es nulo. Una teoría de diseño se plantea, para cada problema, determinar aquellas formas que definen su tamaño insuperable y el máximo rendimiento teórico para tamaños menores o formas alternativas. Así es posible cuantificar el relativo mérito de cualquier solución y determinar si, efectivamente, se trata de un hito, es decir, un avance hacia ese máximo rendimiento. Las investigaciones posteriores de Maxwell, Michell y otros ilustraron cómo determinar las formas óptimas para un rendimiento unidad (peso propio nulo), aunque ignorando el enfoque general de Galileo. Hacia 1970 Aroca vio la conexión entre ambos enfoques, definiendo las propiedades de la forma estructural (tamaño, esquema, proporción y grueso) y formulando una nueva síntesis del diseño de estructuras.
La obra arquitectónica de Ricardo ArocaAna Rodríguez García y Rafael Hernando de la CuerdaLa obra arquitectónica de Ricardo Aroca es en general, con alguna excepción, poco conocida, frente a su carismática actividad como profesor y catedrático de estructuras, director de la ETSAM, o decano del Colegio de Arquitectos de Madrid, entre otras. Este texto con motivo de su homenaje, modestamente y en la medida de lo posible, quiere contribuir a recordar una extensa obra que abarca más de 40 años de actividad profesional, y que en su mayor parte no ha sido publicada, no por falta de calidad o interés, sino porque este aspecto quizá ha sido poco significativo entre sus prioridades.
Aroca y De MiguelJosé Luis de MiguelAroca pactó con los de mi estudio que mantuvieran la cita con mi cliente, media hora antes se personó en mi despacho, revisó mis papeles, recibió al cliente y se hizo pasar por un asistente mío, por alguien que trabajaba para mi, hizo una faena de aliño, le prometió que pronto estaría lo suyo, y le despidió. Luego regresó a sus quehaceres.
En torno a Ricardo ArocaLuis Maldonado RamosNo es tarea fácil la de capturar en el marco de una breve semblanza la personalidad y el legado de Ricardo Aroca, uno de los profesores más carismáticos de la Escuela de Arquitectura de Madrid y al mismo tiempo una de sus figuras más significativas no sólo en el ámbito de la Escuela sino también en el espacio más amplio del activismo cívico madrileño.